Cine

Película para ver sin palomitas: “La vida precoz y breve de Sabina Rivas”

la vida precoz y breve de sabina rivas

la vida precoz y breve de sabina rivas

Por @MelissaDeCima

Hay dos tipos de películas: las que puedes ver mientras disfrutas un bowl de plomitas y las que son tan amargas que:

a) ni se te antojan las palomitas
b) te las atascas desesperadamente (como fue en mi caso)

Un drama más de Luis Mandoki, pero esta vez basándose en la obra escrita “La Mara” por Rafael Ramírez Heredia, que nos habla de las barreras para cruzar la frontera de Guatemala a México: 1) Las personas de migración contratadas por el gobierno, 2) La trata de blancas y 3) La Mara Salvatrucha. 
Si alucinábamos a los “gringos” por cómo tratan a los mexicanos al cruzar para Estados Unidos van a querer ahorcar a los mismos mexicanos por cómo reciben a los inmigrantes y van a desear morir sin conocer a los bándalos de La Mara.

La historia va de Sabina Rivas, una jovencita hondureña menor de edad que trabaja en “El Tijuanita” un prostíbulo llevado por una señora de nombre “Doña Lita”, quien la acomoda cada noche en servicios ya sea en Guatemala o en México.

Es el caso de Sabina Rivas el que nos hace estremecer y compartir las peores experiencias que una mujer puede vivir. Doña Lita y Don Nico, el embajador de México, le endulzan el oído a la joven, al prometerle que le darán los papeles para qué vaya a México a cantar, además le dicen que será muy famosa y ya no tendrá que vender su cuerpo, sino sólo cantar. Esto es el motor que mantiene a Sabina luchando y de pie: su sueño. Sin embargo, la única condición, es que tiene que regresar todos los días a dormir a Tecún Umán. Parece que el infierno de “El Tijuanita” es su mejor opción; desafortunadamente Sabina siempre regresa en un peor estado; ya sea golpeada o violada pero de ley, herida del corazón.

Hay un personaje hombre llamado Jovany perteneciente a “La Mara Salvatrucha” que es la banda más peligrosa de Centro América; no sólo porque la conforman una bola de salvajes, sinvergüenzas, sino porque están aliados con el gobierno; ya que como no pudieron contra ellos, entonces se les unieron y se dividieron el territorio. Jovany y Sabina se reencuentran por primera vez en la frontera y a partir de ahí vemos que él la vigila todo el tiempo y de vez en cuando se le aparece. Él odia que trabaje de prostituta pero la trata de proteger siempre.

Cada vez que se encuentran vemos la reacción de Sabina y nos preguntamos qué historia amorosa tendrán, ya que ella no lo quiere ver más, pero tampoco lo quiere dejar ir del todo. Más adelante, descubrimos que ella no ha logrado perdonarlo (de algo) y es eso, lo que los detiene a estar juntos.

En su último intento, Sabina logra escapar de los oficiales de migración y se queda en un pueblo católico que por lo menos mantiene la esperanza. Sabina ahora, está en búsqueda de una vida nueva y tranquila; si no puede ir a México por como están las cosas, por lo menos quiere estar en un lugar en donde la respeten y pueda vivir con dignidad.

Es entonces cuando llegan los de La Mara Salvatrucha a robar toda la comunidad y a matar también. En medio de un enfrenamiento entre La Mara, la policía y miles de inocentes, se da el último encuentro de Sabina y Jovany, ella lo reconoce entre todo el safarancho y es testigo del segundo en el que lo matan… En ese momento Mandoki nos sorprende no sólo con el momento más triste de la película sino también con los flashbacks que empezamos a ver dentro de la cabeza de Sabina.

Resulta que el papá de Sabina abusaba sexualmente de ella; debo mencionar que la mamá estaba al tanto de esto, porque con un gesto de indiferencia se delata, al ver la movida del padre de esa noche; esto nos dice que no era la primera vez que pasaba. El señor intentó meterse a la cama de su hija y para su sorpresa encontró al mismo Jovany teniendo relaciones sexuales con su hermana Sabina. El señor de la casa empezó a golpear a su hijo Jovany mientras daba de gritos. Fue entonces cuando el joven Jovany enfada y mata a su padre segundos antes de matar también a su madre.

He aquí el gran misterio que Los Rivas esconden durante toda la película; aunque el director sí nos regala algunas pistas para irlo digiriendo poco a poco; como cuando entre Sabina y Jovany, hablan de “las lágrimas de papá y mama” y él se levanta enojado y se va o cuando ella le dice a él: “No puedo olvidar lo que hiciste”. O cuando ella no quiere tener relaciones sexuales “convencionales” sin embargo se deja tocar.

Este pasado también es una explicación a muchas cosas de la conducta y educación de Sabina Rivas. Si desde niña fue víctima del abuso sexual y mantenía una relación de incesto…y ¡pum! de pronto pierde a su padre y se separa se su hermano por años… era de esperarse que haya buscado un trabajo que tenga que ver con satisfacer y satisfacerse sexualmente con los hombres.

Hubieran escuchado la reacción del público en la parte de cuando Sabina es rescatada por el viejo lanchero, que siempre le daba la bendición cuando la cruzaba del otro lado. Él le ofrece ir a refugiarse a su pueblo donde va a encontrar paz y esperanza. Sabina acepta y para agradecerle al señor, se desnuda frente a él y está dispuesta a dejarse tocar. Creo que todos en ese momento pensamos: “¡no puede ser, Es el primer hombre que no la ha buscado para eso y ésta se le encuera!” …sólo se escuchó un: “¡No!” del público, incluido el mío; pero gracias a Dios, el viejito lanchero no nos defraudó le pasó su blusa para que se vistiera y le dijo: “aquí nadie te va a faltar al respeto”… y todos descansamos con un: “Ahhhh…”

Sí hubo varias veces que querías darle un sape a Sabina, como cuando ¡se mete a bañar en migración! Era de esperarse lo que sucede después. Muchas veces cae su personaje en lo tonto y demasiado ingenuo, pero se justifica totalmente cuando te das cuenta de su pasado…

Pero bueno, hablaba de cuando el misterio se resuelve… vemos correr a Sabina entre llamas y asesinatos ahora sí destrozada. Toda la película la vemos sufrir, llorar, aguantar, callar, soportar… pero es en este momento, que se le ve en todo el cuerpo la desesperación, la impotencia y la frustración.

Impresionante el último plano frente a la puerta de “El Tijuanita”.

La verdad iba preparada para abrazar esta película de Luis Mandoki como lo hice con “Cuando un hombre ama a una mujer” (mi película favorita de todos los tiempos), y con “Voces Inocentes”. Lo felicito por atreverse a tocar un tema tan real, tan fuerte y tan desgarrador.

Anuncios

Un pensamiento en “Película para ver sin palomitas: “La vida precoz y breve de Sabina Rivas”

  1. Doña lita da un adelanto de su relación con Jovany cuando la va ha buscar al pueblo catolico y le dice “tu hermano Jovany te esta buscando” y ella le responde “y usted como sabe?” O algo así.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s